Cuando contamos con una piscina privada en buenas condiciones, es un placer usarla cuando y cuanto queramos. Pero precisamente, para que esté en buenas condiciones, se requieren una serie de cuidados que se pueden simplificar con algo tan sencillo como instalar una ducha al lado.

En realidad, existen bastantes razones para que instales una ducha junto a tu piscina. Por ejemplo: La piel y los restos de jabón o crema tienen un pH diferente al de la piscina, y pueden alterar el del agua de la piscina, o directamente, contaminarla.

Debes de tomar una ducha tras salir de la piscina ya que contiene cloro y otros productos químicos no inocuos para tu cuerpo y salud, y también la adecuación de la temperatura del cuerpo al agua es un factor clave para la seguridad de los bañistas.

Desde el blog de Cupoola de cubiertas de piscina hemos preparado un resumen sobre los tipos de duchas de piscina que existen. ¡Sigue leyendo!

Ducha estándar o convencional

Este tipo de duchas no entrañan gran misterio. Son fáciles de instalar y van conectadas directamente al agua corriente. Son bastante económicas, pero no tienen opción para elegir agua caliente o fría. Aquellas piscinas que tengan cubiertas de piscina, no necesitarán de regulador de temperatura porque habrá una temperatura estable a nivel ambiente que no permitirán que pases frío.

Ducha solar

Aquí sí que tendremos elección entre agua fría o caliente. El agua almacenada en un depósito se calentará con la energía del sol, disponible para nuestra utilización. Es la opción más respetuosa con el medio ambiente si queremos agua caliente porque no se usa energía eléctrica o gas natural a través del calentador central de la casa.

Ducha portátil

Las duchas portátiles son mangueras conectadas a una toma de agua cualquiera, y sujetas por un trípode. También las hay con una bolsa llena de agua que actúa como depósito, conectado a un manguito simple. Se coloca en alto (una rama de árbol, por ejemplo). Son ideales si no hay demasiado espacio para la instalación y no quieres entrar en instalaciones de obra o más costosas.

Ducha escocesa o premium

Es una ducha con chorros de masaje a diferentes alturas y con otras funciones extra que hacen del baño previo una experiencia más. Si la piscina se usa durante todo el año y se quiere alternar con un baño en este tipo de duchas que no solo ofrecen una limpieza/purificación previa, la comodidad de acudir a cubiertas de piscina donde poder mantener una temperatura agradable es una opción para tener en cuenta

Hay que sopesar también la posibilidad de instalar un pie de ducha que presenta una serie de ventajas frente no hacerlo. Evitar resbalones, delimitar la evacuación del agua por el sumidero, …, pero la principal es la fácil limpieza con productos desinfectantes para evitar hongos en los pies. Materiales resistentes, que no reaccionen a este tipo de productos, serán ideales.

tipos-duchas-de-piscina-detalle

Por supuesto, hay muchas alternativas donde elegir la ducha de piscina ideal para ti, pero todas entrarán dentro de estas 4 categorías. Esperamos que, tras leer el post completo sobre los tipos de duchas de piscinas que existen, te sea más fácil elegir una para la tuya.